Sitemap El proyecto apunta a concretar cuatro intervenciones directas en lo que definen como el “landmark enigmático” basado en los cuatro elementos: tierra, agua, fuego, aire. El Pabellón Tierra: “Tiene como función playa de estacionamiento para 400 vehículos”. El Pabellón Fuego: “La propuesta de un parador en esta zona brinda un lugar de esparcimiento y reunión en su cubierta generando un estar entre fogones. En su interior se desarrolla un servicio gastronómico y otros como el alquiler de sombrillas o sillas. Funciona como remate al paseo por el borde de la pieza urbana, un nuevo polo de atracción costero”. El Pabellón Agua: “Ubicado en cualquier punto de la bahía por su condición de elemento flotante, y accesible vía marítima, cumple con la función de contemplador tanto de las ballenas como del paisaje circundante”. Y el Pabellón Aire: “Funciona como complemento al parque en 360°, brindando servicios de distinta naturaleza en la cumbre del San Antonio”.